Ibrahimovic rescata un punto, Inter y Juve empatan, y Napoli y Roma vencen

Foto: Gol Caracol

La jornada siete de la Serie A nos volvió a dejar de todo; el líder igualó en casa ante el Verona y a la Juve le empataron al final

Si la última jornada fue goleadora, esta vez fue lo contrario. Tres sin goles y otros tres sin pasar de los dos tantos. La jornada comenzaba el viernes entre dos equipos con estilos de juego diferentes, el Sassuolo, la revelación del fútbol transalpino, y el Udinese, dispuesto a salir del descenso. Los locales, favoritos para llevarse la contienda, fueron superiores en los noventa minutos pero en el fútbol lo que vale es marcar, y eso no lo hicieron (0-0).

Ya para el sábado, lo abrieron Cagliari y Sampdoria, en un encuentro donde los de Di Francesco vencieron con solvencia (2-0) para igualar en la tabla a los de Génova. A las 18:00, el Spezia sorprendió y se llevó el litigio con doblete de Nzola y un tanto de Pobega ante el Benevento (0-3) y para cerrar la jornada sabatina, Parma y Fiorentina firmaron un empate sin goles que sabe muy poco para ambos. 

El domingo se esperaba fuerte. Y así lo fue. Lazio y Juve fueron los dos primeros protagonistas en saltar al verde en una capital soleada. Cristiano abrió brecha y Caicedo igualó sobre la bocina (1-1). Los de Pirlo, fuera de puestos Champions con mismos partidos que sus rivales. Para las 15:00, el choque estelar fue el de Atalanta e Inter, con tablas en el marcador (1-1; Miranchuk/Lautaro). El duelo entre necesitados, Torino y Crotone, acabó sin goles, fue un partido aburrido y con poco que destacar. La Roma fue Mkhitaryan, y el armenio le dio tres puntos de oro ante el Genoa con una actuación increíble (1-3).

El penúltimo duelo de la séptima jornada estuvo marcado por la victoria por la mínima de los de Genaro Gattuso con gol del nigeriano Oshimen (0-1). Y para acabar, en San Siro jugaron el líder ante el Verona, donde los locales no lograron los tres puntos pero salvaron uno en los últimos instantes con un gol de Ibrahimovic (2-2). Con los veintiún puntos disputados, los equipos tienen una semana de descanso por el parón internacional antes de afrontar otra serie de encuentros sin tregua.